Inicio Poesía Mientras vas por una calle de Río Acarigua

Mientras vas por una calle de Río Acarigua

21
0
piedra

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Quisiera en esta hora abrir la Biblia con tus manos,
que junio pase en la lectura con la brevedad de tus palabras,
que la agonía me retenga a la Cruz,
aunque no celebre el salitre de tus pechos
en estas noches inmundas.
Te reinvento en las minucias del pasado.
Soy la piedra, el silencio donde estuvo tu corazón.
Quisiera en breve juntos contemplar el cielo,
escalar la vastedad y no ser el solo
que se reúne consigo mismo a orar por ti
mientras atraviesas en la ciudad de Río Acarigua
una calle cualquiera sin mis pasos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí